es

Cecina de León

Cecina de León

La cecina es una chacina, realizada mediante el curado de carne de vacuno, de equino o, menos frecuentemente, de chivo e incluso de conejo, buey o liebre.

La más famosa entre las cecinas es, sin duda alguna, la cecina de León. La cecina de León es una cecina de vaca que se produce exclusivamente en la provincia de León y está registrada y protegida como Indicación Geográfica Protegida (I.G.P.) debido a sus especiales características.

La Cecina de León procede del despiece de los cuartos traseros del ganado vacuno mayor, preferentemente de las razas autóctonas de Castilla y León. De la pierna trasera de la vaca se despiezan las cuatro cortes para así, después de un proceso cuya duración mínima es de 7 meses, obtener la Cecina de León.

En estos tiempos no es raro leer o escuchar comparaciones entre un buen jamón y una buena cecina por parte de personas más o menos entendidas en cuestiones gastronómicas. Desde estas líneas y con el simple objetivo de participar en dicha discusión, nos permitimos subrayar que una buena cecina de León no tiene absolutamente nada que envidiar a un excelente jamón ibérico de bellota.

Sin embargo, muchos consumidores no han tenido nunca la oportunidad de degustar una excelente cecina de vaca y se han encontrado con carnes de vacuno secas y saladas (comparables al jerky que se consume en Estados Unidos o en Sudáfrica) por lo que obviamente y rotundamente se decantan por el jamón en esta diatriba gastronómica.

Nos gustaría ayudar a cambiar esta percepción que estimamos absolutamente equivocada. Es cierto que en España es mucho más fácil encontrar un jamón ibérico de calidad que comprar una Cecina de León de calidad porque son muy pocas las empresas que se dedican a la producción de cecinas de alta calidad.

Por esta razón, creemos que es muy importante saber que también para la cecina de León, como es el caso de otros productos cárnicos, entre los diferentes productores de cecina de León existen grandes diferencias debidas a la calidad de la materia prima utilizada y al saber hacer de la empresa.

Desafortunadamente, de forma muy equivocada muchos consumidores estiman que hay una homogeneidad entre las cecinas de León de los distintos fabricantes de cecina. Sin embargo, aunque el proceso de elaboración esté regulado, el Consejo regulador de la Cecina de León no puede controlar la calidad de la carne de vacuno utilizada para la producción de la cecina ya que el Reglamento de la Denominación Específica “Cecina de León” simplemente establece el tipo de carne a utilizar pero no su calidad.

“La carne que se utilice para la elaboración de la “Cecina de León” procederá preferentemente de razas autóctonas de la Comunidad Autónoma de Castilla y León, y proveniente del despiece de los cuartos traseros de ganado vacuno mayor de un mínimo de cinco años de edad y de un peso mínimo en vivo de 400 kilogramos”.

Como saben nuestros clientes, Entrepeñas aboga por un producto de suprema calidad esmerándose en obtener la mejor cecina de León para mantener alto el nombre de la gastronomía provincial. León es una provincia con una cultura gastronómica excepcional pero, desafortunadamente, la elaboración de productos de calidad inferior a la esperada causa mucho daño a nuestra provincia y a nuestra gastronomía.

En Entrepeñas nos comprometemos a utilizar exclusivamente materia prima de altísima calidad, cuidamos y controlamos el proceso de curación hasta el mínimo detalle para obtener la mejor cecina de León.

¡La diferencia se nota!